Tenemos la primavera a la vuelta de la esquina

No cabe duda que la mayoría de alimentos pueden encontrarse en cualquier época del año. Sin embargo, cualidades de los productos se potencian si se recogen y consumen en el momento adecuado. Además, el precio de los alimentos de temporada también es más asequible.

 

El color está presente en todas las frutas de esta época. Las fresas son las reinas de esta temporada, y además contienen vitamina C, por lo que se convierten en el mejor sustitutivo de cítricos como las mandarinas y las naranjas, que dejan atrás la primavera. En este momento también aparecen las primeras ciruelas, aunque son más propias del verano; los nísperos, cuya estancia en las mesas apenas durará tres meses, y ya a finales de la estación se puede consumir albaricoques, cerezas y arándanos.

Aquí os dejamos dos recetas de temporada que darán color a vuestra cocina y os garantizarán que los comensales queden muy contentos con nuestros platos.

 

 

ALCACHOFAS CON JAMÓN

Una de las mejores combinaciones son las alcachofas fritas con jamón serrano. Se pueden poner como aperitivo o como segundo plato en cualquier comida.

Esta sencilla receta solo requiere de seis alcachofas y algunos dados de jamón serrano. Un limón evitará que la alcachofa se empiece a ennegrecer y, por supuesto, un buen chorro de aceite de oliva para freírlo.

Se necesita:

  • 6 alcachofas frescas
  • 200 gramos de jamón serrano cortado en dados
  • 1 limón
  • 1 diente de ajo
  • Una hoja de laurel
  • Aceite de oliva
  • Perejil picado, al gusto
  • Pimienta negra, al gusto

Elaboración:

Corta el tallo de las alcachofas y elimina todas las hojas exteriores. Corta el cuarto superior de la alcachofa para exponer el corazón y, a continuación, pártela por la mitad longitudinalmente. Lávalas en agua fría. Corta el limón por la mitad y tira un chorrito sobre las alcachofas para evitar que se pongan negras. Mientras tanto, en una olla grande, vierte un par de dedos de agua, un diente de ajo, una rodaja de limón y una hoja de laurel. Cuece las alcachofas en agua caliente durante 20 minutos o en una olla a presión durante 15 minutos. Posteriormente, colócalas encima de un papel de cocina y presionándolas suavemente para que expulsen cualquier exceso de agua. Calienta aceite de oliva en una sartén y añade el jamón y las alcachofas. Deja que se frían suavemente durante unos 10 minutos, hasta que estén doradas. Sirve las alcachofas con el jamón y añádeles perejil picado, pimienta negra al gusto y un chorrito de aceite de oliva.

 

 

Pimientos rellenos de tortilla de patatas

En este caso, vamos a aprovechar un producto de temporada que tiene infinitas posibilidades con un clásico de la gastronomía española. No podremos quedar mejor con unos invitados en la mesa que con esta receta tan original. Vamos allá.

Ingredientes:
  • 2 pimientos para asar
  • 2 patatas medianas
  • ½ cebolla
  • 4 huevos
  • Sal
  • Aceite

 


Elaboración

 

En una sartén con abundante aceite clásico La Masía, pochamos ½ cebolla picada y 2 patatas medianas cortadas en dados. Reservamos.

En una fuente para horno, colocamos 2 pimientos para asar cortados por la mitad a lo largo y limpios. Los tapamos con papel film y los hacemos al microondas durante 5 minutos a máxima potencia.

Batimos 4 huevos, añadimos las patatas y la cebolla pochada y sal. Mezclamos bien. Rellenamos los pimientos hasta el borde y horneamos unos 15 minutos a 200 °C o hasta que la tortilla cuaje.

 

Fuente: La Masía